SEGÚN DEL LADO DE LOS 50 CM

1
272

2020

Manuel María -articulista-

…ahora que ha acabado el año… ahora que estamos al principio de otro… ahora que comienza una nueva etapa… Ya dije en mi perfil de Facebook que todos supiésemos aprovechar el momento, el día a día, el instante, el segundo… “CARPE DIEM” – que decían-.

Pero bueno, sigamos, estamos en el 2020, otro año, otras vivencias, otros devenires… Esas palabras, como ya dije en su momento, me las transmitió un amigo, una buena persona…

Quiero desde aquí, transmitirles a todos, y cuando digo a todos, me refiero a todos, los vistos, los no vistos, a todos, mis más afables deseos para este año que comienza… Todos somos conscientes de los objetivos que nos hemos marcado para este año que comienza. Objetivos que por otra parte sabemos no vamos a cumplir, y si no, al final de año me dirán.

Todos somos conscientes, que un año se ha ido… con todas sus promesas sin cumplir -por nuestra parte, o por la de él- con todos sus deseos anhelados… a fin de cuentas con toda su “parafernalia” -como le gusta decir a un exjefe mío-, pero a fin de cuentas se ha ido… (el año, me refiero, gracias a Dios…).

Ese año, se ha llevado mucho de mí… se ha llevado muchos de mis amigos… se ha llevado mucho…

Ahora que comienza otro, solo desearles a todos, que el año que comienza, el 2020, sea más fructífero para todos, que nos traiga más “buenos” ratos, que nos traiga, a todos, más buenas premoniciones, más buenos momentos… Y como no, desear, y pedirles a todos que seamos un poquito mejor de lo que hemos podido ser en este que se va…

Solo pensar, que cuando menos, éste que se ha ido, a fin de cuentas no ha sido tan malo, como podría haber sido… con todo, lo hemos podido ver pasar… -que egoísta, ¿no?- que no es poco… ojala supiésemos cuantos no vamos a ver pasar éste que comienza… unos se irán en enero, otros en febrero, otros en…. En fin, que nos tenemos que ir… y que no sabemos cuando…

Pero no son estas fechas para ponerse tristes, son más bien de alegría, de jolgorio, de parabienes, de musicalidad… en fin, de otras posturas. Así que vamos a empujar… vamos a alentar… vamos a luchar… vamos… a lo que vamos…

Todos somos conscientes que tenemos una clase política que es una “M…..”, todos somos conscientes que tenemos una Constitución que es una “M…..”, todos somos conscientes, y de hecho lo demostramos cuando pensamos y decimos que “tenemos lo que nos merecemos”, pues ya está bien, hagamos algo en  nuestro favor, en el favor de todos… seamos más congruentes, seamos mas consecuentes con nuestros principios, seamos más, sin más; seamos más…

Podría decirle a los jóvenes cuan invencibles se ven; cuan en poder de la verdad se creen, se sienten… pero, también podría decirles que todos, todos, hemos sido jóvenes, que todos sin exclusividad, nos hemos sentido imbatibles… pero no, la vida -por desgracia- nos demuestra que estamos equivocados… el inexorable paso del tiempo nos va haciendo agachar la cerviz, nos va haciendo humillar, relativizarnos, hundirnos, ceder ante sus “incongruencias”; ante esas “incongruencias” que solo es capaz de tener la vida.

Por eso, y solo por eso, por el devenir, por el futuro, por lo que nos queda que ver, me siento autorizado a pedirles, a todos, a esa juventud que florece, día a día; a esa senitud o vejez que se va yendo, que se va apagando: que luchemos por lo que creemos; que peleemos por lo que merecemos; a fin de cuentas, a ver si conseguimos algo mejor; a ver si conseguimos algo… que ya sería mucho… conseguir algo.

Y por cierto, a ver si se mojan algo más, a ver si “interactúan” algo más, que últimamente me tienen abandonado. Es broma.

Un saludo. ¡Ah! Y por favor, no lo olviden… INTERACTUEN…

PD: No quiero hablar de política, no creo que sea el momento… la semana que viene, veremos…

1 Comentario

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí