La UPA investiga a una familia granadina por alterar la filiación de sus hijos para cobrar ayudas

0
422

EL FARO

Descubren que una madre primeriza tenía dos partos en su historial, pero realmente la que dio a luz a esos bebés fue su hermana menor

Una agente de la Unidad de la Policía Nacional Adscrita de Andalucía (EL FARO)

Agentes de la Unidad de la Policía Nacional Adscrita de Andalucía (UPA) han procedido a investigar penalmente a un funcionario del registro civil de Iznalloz (Granada) y a los miembros de una familia que se dedicaba a alterar la filiación de sus hijos recién nacidos con el fin de obtener subvenciones y ayudas públicas. La investigación, culminada el pasado 4 de marzo, tuvo su origen en un requerimiento de la Fiscalía de Menores para averiguar el paradero y condiciones de vida de dos menores de edad de los que tenía dudas de su verdadera identidad y situación.

Los hechos que motivaron el citado interés se deben a que, el pasado diciembre, una mujer de 28 años con domicilio en Utrera (Sevilla) ingresó en el hospital Virgen del Rocío de Sevilla para dar a luz a su primer hijo, comprobando los servicios del hospital que en su historial clínico figuraban otros dos partos anteriores en el hospital Virgen de las Nieves de Granada en 2016 y 2017.

Habiendo comprobado que se trataba de una madre primeriza, las pesquisas realizadas por los agentes permitieron constatar que los bebés nacidos en 2016 y 2017 no eran hijos suyos, sino de su hermana menor, quien en el momento de los nacimientos contaba respectivamente con 14 y 15 años, y se encontraba fugada de un centro de protección de menores.

Estas circunstancias de vulnerabilidad y riesgo la llevaron a suplantar la identidad de su hermana para evitar que las autoridades tuvieran conocimiento del nacimiento de los dos pequeños y se los quitasen. Sin embargo, el engaño no quedó ahí, ya que los investigadores comprobaron que los dos niños habían sido inscritos en el registro civil de Iznalloz como hijos de la abuela materna.

Así pues, la abuela, contando con la colaboración de su actual pareja sentimental, manipuló y alteró los certificados de nacimiento para hacerse pasar por la madre de los niños. Para ello, se sirvió de la actitud negligente del funcionario del registro civil, quien no comprobó debidamente ni cotejó los documentos presentados.

Interrogada al respecto la abuela de los dos menores, ésta reconoció los hechos a la vez que explicó que lo hizo movida únicamente por el deseo de evitar que el servicio de protección de menores de la Junta de Andalucía les quitasen a los pequeños. Sin embargo, lo que de ningún modo puso de manifiesto fue que, prácticamente desde el nacimiento de los niños, había aprovechado la circunstancia de haberse hecho pasar por la madre de éstos para cobrar diferentes ayudas sociales y subvenciones económicas, extremo éste que también fue acreditado por los agentes.

Por todo ello, los agentes procedieron a la elaboración y remisión a la autoridad judicial del atestado policial en donde se dio cuenta de la situación actual de la familia a la vez que se procedió a imputar la comisión de los delitos de suposición de parto, falsificación de documentos y fraude a la seguridad social a la abuela materna, su actual pareja 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí