Sebastián Pérez se da de baja en el PP pero mantiene su acta y no descarta participar en una moción

0
918

R.E.F.

«Me queda mucho por hacer, a mí no me callan» y así se lo están «reclamando los granadinos» a los que ha pedido «perdón» por que nunca pensó que su partido «llegara tan lejos», ha defendido

Sebastián Pérez, expresidente del PP de Granada y concejal en el ayuntamiento granadino (EL FARO)

El expresidente del PP de Granada y edil en el Ayuntamiento granadino, Sebastián Pérez, se ha dado de baja este miércoles de la que ha sido su formación política, después de decir que su actual dirección le ha dado un «trato humillante, vejatorio y en algunos momentos incluso inhumano» tras defender un pacto con Cs para la alternancia en la Alcaldía de la ciudad de la Alhambra por la fórmula del «dos más dos» en la mitad del mandato municipal, que el regidor, Luis Salvador, del partido naranja, nunca ha reconocido.

Mantiene su acta de edil porque lo contrario «sería prostituir» lo que dijeron «las urnas», que «sí quisieron que Sebastián Pérez fuera su alcalde», ha señalado en una rueda de prensa, en que ha defendido que es «lesivo» para Granada tener como regidor a Salvador, del que ha agregado que ha tenido en la dirección regional y provincial del PP su «mejor aliado» en esta etapa.

«Los granadinos no quieren lo que hay», y «en el momento en que pueda sumar 14 votos, este alcalde no será», ha señalado al ser preguntado por una posible moción de censura. «Hasta aquí hemos llegado», ha agregado para señalar que «ni un minuto más» continuará esta situación que lleva a que Salvador siga como regidor de Granada.

«Me queda mucho por hacer, a mí no me callan» y así se lo están «reclamando los granadinos» a los que ha pedido «perdón» por que nunca pensó que su partido «llegara tan lejos», ha defendido, anunciando que si el PP le pide que entregue el acta no lo hará, defendiendo que «no es transfuguismo» sino un acto de «dignidad y amor a Granada».

Pasará así al Grupo no adscrito en el Ayuntamiento de Granada, ha señalado, incidiendo en que no está apegado al «poder por el poder», según ha explicado en una comparecencia informativa de más de una hora y media en que ha recordado el pasado en el PSOE de Salvador, y en que ha precisado que, aunque «no toca» hablar de moción de censura en este momento, pues espera que el PP reconduzca la situación, «la gente en la calle» le dice: «antes que a este, pon a» al portavoz socialista y exalcalde, Francisco Cuenca.

En cuanto a la hoja de ruta que se podría seguir a partir de ahora, ha indicado que quiere saber si el PP va a retirar su apoyo «al todavía alcalde» o salir de su gobierno para proponer a otro candidato, una situación en la que ha indicado que esperaría que su opinión fuera «escuchada» como «desde el año 2015» no lo han hecho, ha agregado, los actuales dirigentes del hasta hoy su partido.

Esa persona que aspirara a la Alcaldía habría de ser, en su opinión, «honesta, leal, cabal, amiga y compañera» y tener los valores del PP «por encima» de los suyos particulares. No se ha referido a ningún edil en concreto, ni ha marcado plazos, y ha señalado que «los números dan en tanto» la dirección popular «le retire el apoyo al alcalde», que es lo que Pérez ha explicado que apostó por hacer hace año y medio pero no le «dejaron hacerlo» sus dirigentes nacionales.

A Salvador, «el PP no lo quiere», y «jamás estará en una lista» popular de Granada, además de que, «si se presenta por Cs, no sale ni él», ha agregado Pérez para remachar que el hasta hoy su partido habría de mantener «el futuro, salvo que quiera» optar por «guardar la silla».

«Si tuviera principios», el alcalde daría un paso atrás, ha continuado el expresidente provincial del PP, para quien tanto Salvador como los dirigentes populares «lo que querían ya lo tienen» en referencia a que él «no fuera alcalde», asegurando que el coordinador de Cs en Granada no va a seguir de regidor en la segunda parte del mandato. Le ha pedido, en este contexto, al presidente nacional popular, Pablo Casado, que «ponga orden». De lo contrario, ha señalado, entre críticas a la gestión de la dirección andaluza popular a este tema, que prefiere a una persona «leal», en referencia a Cuenca, que al actual, al que ha acusado de «mentiroso», dirigiendo el Ayuntamiento.

Mayoría absoluta con 14 concejales

Se da la circunstancia de que la mayoría absoluta del Pleno del Ayuntamiento de Granada, situada en los 14 concejales, es la que sumaron la totalidad de los ediles de PP –incluyendo a Pérez–, Cs y Vox, y fue la que dio lugar al actual equipo de gobierno local bipartito, mientras que los grupos de PSOE, el de mayor representación con diez ediles, y Podemos-IU suman un total de 13.

Al inicio de este mandato municipal –tras asumir Cs, con Luis Salvador, la Alcaldía de Granada–, Pérez, que fue designado para la primera tenencia de alcalde, defendió que habían acordado un relevo en la máxima responsabilidad del equipo de gobierno a los dos años, en lo que no encontró un apoyo explícito de la dirección de su formación.

A finales de enero de 2020, Pérez trasladó a los órganos de dirección de su formación su «dimisión irrevocable» como presidente provincial del PP, al entender que, al no tener «el apoyo, ni el respaldo, ni el respeto» ni de la regional ni de la nacional, era «muy difícil hacer política». En octubre pasado, renunciaba al grueso de sus cargos dentro del equipo de gobierno integrado con Cs.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí