LA SANIDAD DE MOTRIL EN PLENO MUNICIPAL DE FEBRERO

0
210

Cartas al director.-

La Sanidad de Motril en Pleno Municipal de febrero

Mariano Gutiérrez Terrón.

Comenzaré con algo personal.

Padezco sincopes sorpresivos, (en los dos últimos años he sufrido cinco), también me han hecho pruebas cardiológicas y neurológicas especializadas, por cierto, que algunas de ellas me las han hecho en la medicina privada (por concierto) después de preguntarme si no me oponía. Los cardiólogos han llegado a la conclusión de que me es necesario un Marcapasos. El 7 de enero fue mi último desmayo, (atendido por el 112), el 2 de febrero el cardiólogo que me atendió preferentemente (un mes después) me anuncia que definitivamente me citarán para instalarme un cómodo MCP.

Lo último que he hecho es pasar por la consulta de Neurología y después de comprobar que la cabeza al parecer me sigue funcionando normal me atreví a ver un Pleno Municipal de mi pueblo. Antes pregunté cuanto tardarían en darme cita para el MCP, me dijeron que me llamarían rápido pero que la cita no sería para antes de un año. Sorpresivamente he recibido una citación para que el 13 de marzo (mañana) me incorpore a primeras horas al Clínico San Cecilio para instalarme el MCP-  Y ahora sí que enlazo con esto otro.

En Motril en el Pleno ordinario de febrero había una Moción interesante. presentada por la Srª Concejala Gádor Domínguez sobre las tardanzas de las obras de mejoras del Hospital prometidas por la Junta de Andalucía, ya más de dos años atrás, (anunciadas y vendidas a bombo y platillo por la Corporación) la moción versaba sobre el mal funcionamiento de la Sanidad pública en Motril, la falta de algunas áreas sanitarias con sus especialidades médicas, la tardanza para dar cita y la falta de profesionales por todos comprobables. Se solicitaba y pedía el apoyo de todos para requerir y exigir la pronta y urgente actuación de la Junta de Andalucía para dar soluciones a estos temas.

Los Grupos de la oposición reaccionaron con lógica, anunciando su apoyo a las reclamaciones planteadas. Mi sorpresa fue ver, oír y analizar las reacciones del teniente de alcalde Señor Escámez, apoyador de turno de urgencias del Sr, Moreno Bonilla que nadie nombro excepto él y sobre todo las respuestas del portavoz del PP, Sr. D. Nicolás Navarro.

El Sr. Escámez con aspecto impecable, se queja de la obsesión del PSOE con la Junta, pero pone en evidencia la tardanza y además nos recuerda. Sin que se lo pidamos, la mala gestión que acompaña todo el proyecto, en cuanto elección de empresas adjudicatarias: Anuncia varias reformitas del Hospital, (solo le faltó pintar los pasillos) y anunció a bombo y platillo que la ampliación del Hospital llegará, como ha llegado el Espigón, y las Autovías, solo le ha faltado decir y el Tren. ¡En realidad es un resignado, sin espíritu y muchas letras pardas!

Pero la actuación, para mi impresentable, lamentable para Motril, con datos rebuscados, oscuros y tramposos y que solo buscaban vender una gestión de sus jefes del Partido Popular, por encima de los intereses de Motril, fue la de D. Nicolás Navarro, que para más inri es médico, pero al parecer solo del PP:

Comienza diciendo que votarán a favor de la moción si se retira la exposición de motivos socialista, y para a argumentar sus razones lanza un sinfín de datos de los últimos días: “Hoy se gasta más dinero por ciudadano que en 2018”; “Hoy hay en el SAS 25.000 trabajadores más, permanentes y estables”; “Granada ha incrementado sus camas hospitalarias en 186”; “Las inversiones del PP son el 98% superiores a las del PSOE en los 10 últimos años”. Después, como Antonio Escámez explica, sin que nadie se lo pida, detalladamente, la mala gestión que el Gobierno Andaluz ha hecho con la obra de ampliación del Hospital. “El Edificio lo ha dejado abandonado el primer adjudicatario de la obra, dice, se licito en 6 millones se lo adjudicó en cuatro y lo abandonó, ahora dicen que el presupuesto revisado va por cerca de 11 millones; “Las listas de espera se han reducido de 77 días a 64”; “La consejera ha presentado un Plan de Garantía Sanitaria”; Y denuncia que el PSOE fue quien inicio los conciertos con la sanidad privada, nombran solo a MUFACE…

Finalmente, le echa la culpa del mal funcionamiento sanitario (ya hemos dicho que reconoce el mismo), a las consultas externas y a los ciudadanos que piden cita y no acuden a ellas. El Síndrome de “la culpa es de ellos”.

La sarta de mentiras cae por su propio peso: precisamente, una de las quejas expresadas por las Mareas Blancas es que el Sr. Moreno Bonilla (que gobierna desde 2019) heredó un sistema sanitario deteriorado porque le estaban estallando las costuras, pero que desde entonces no sólo no lo ha mejorado, sino que a su juicio ha reforzado el papel del sector privado. (En esta línea caminan las últimas decisiones de la Junta) …

“Estamos hartos de oír al Gobierno” andaluz “y a sus adláteres, decir que tiene más profesionales que nunca” y “que invierte más que nunca” en sanidad”, y entonces; la pregunta es muy sencilla: si invierten más que nunca y tenemos más profesionales que nunca, ¿por qué la sanidad funciona peor que nunca? “No niego que haya inversiones y profesionales, sí, pero en la privada”.

Es obvio que todos los partidos que han pasado por el gobierno andaluz desde 2010 han mentido: PSOEIU (socio del PSOE desde 2012 a 2015), Ciudadanos (socio del PP en el gobierno desde 2019 a 2022), y el PP, que gobierna desde 2019. Pero recuerdo que el PSOE lo pago, perdiendo las elecciones.

En la actualidad, es la consejera de Salud, Catalina García Carrasco, y su plana mayor, así como los directivos del SAS, quienes mienten cuando dicen que no se está privatizando la asistencia sanitaria en Andalucía. Este gobierno ha dado señales claras de su apuesta por la sanidad privada y todo lo demás es desviar la atención. El Sr Navarro apoya a su consejera y a su partido no a la sanidad pública motrileña.

Como puede observarse en sus propios informes, el gasto en asistencia sanitaria con empresas privadas se ha incrementado en 2022 en un 45% respecto a 2021. Ha pasado de 454,5 millones de euros en 2021 a 661,22 millones de euros en 2022, cuantías que deben considerarse mínimas.

El Sr. Navarro se apoya en estos datos de fantasía, del 2023 y 24 y ridiculiza las inversiones socialistas en la sanidad motrileña, cuando en Motril quitando el Centro de Salud de Avda. de Salobreña, que lo hizo el anterior régimen, todo lo demás lo ha hecho el PSOE de D. Manuel Chávez González.

Las cifras están ahí y son una evidencia, (por lo menos hasta 2022), 2023 y 24 son intenciones no comprobables hasta que no se haga liquidación de presupuestos, como también lo es, que el crecimiento que se produce año a año no impide que se mantengan también al alza las derivaciones de pacientes al sector privado. A la espera de cómo se cierra el pasado año, hasta el punto de que se superó en un 20% el presupuesto previsto para conciertos, lo que supone un gasto adicional de 111 millones de euros más de lo previsto.

¡Sr. Navarro, defiende usted con ahínco lo evidente: que están por la privatización!

Hay algo que no he entendido en la moción que tenía ganada la Señora Concejala socialista Gádor Domínguez: que el Grupo Socialista, acepte retirar la exposición de motivos, la parte más importante y política de la moción.

Los motrileños haríamos bien en desconfiar de este Gobierno del PP en Motril que está apoyado y sustentado por la familia Escámez, y vigilar la atención sanitaria, el tesoro más preciado conseguido por la sociedad motrileña.

Motril 12 de marzo de 2024

Mariano Gutiérrez Terrón

Ex Diputado Nacional y autonómico por la provincia de Granada

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí