La Guardia Civil detiene en La Rábita a un individuo por tráfico de drogas

0
2666

EL FARO

  • Los guardias civiles dieron el alto al vehículo al observar cómo realizaba maniobras extrañas al descubrir el dispositivo policial
  • El factor sorpresa de los dispositivos operativos de la Guardia Civil resulta clave para la detección de conductas delictivas 
Agente y vehículo de la Guardia Civil (Archivo)

La Guardia Civil ha detenido a un varón de 42 años de edad como presunto autor de un delito de tráfico de drogas, al descubrir que transportaba, oculto en el vehículo en el que viajaba, 119,59 gramos de hachís.

La Guardia Civil había establecido un dispositivo para la prevención de la delincuencia en la travesía de la localidad de La Rábita y durante el desarrollo del dispositivo, los agentes dieron el alto a un turismo en el que viajaban cuatro individuos. Este vehículo había realizado previamente maniobras extrañas al percatarse de la presencia del citado dispositivo. Al detener el vehículo, sus ocupantes mostraron un gran estado de nerviosismo, por lo que los agentes decidieron registrar el coche y localizaron bajo el asiento del copiloto una pastilla de casi 120 gramos de hachís.

El ahora detenido, al ver que los agentes habían localizado la droga, reconoció que era de su propiedad y les comunicó que el resto de ocupantes no tenían relación alguna con el hachís.

Ante estos hechos, la Guardia Civil del puesto de Castell de Ferro detuvo al conductor como presunto autor de un delito de tráfico de drogas.

Este tipo de dispositivos operativos que la Guardia Civil despliega a diario en las vías públicas de toda la provincia de Granada, tienen como objetivo reforzar la seguridad ciudadana y prevenir los actos delictivos. El personal que participa en ellos pertenece a las unidades de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil, y cuenta con los apoyos que resulten necesarios de agentes de otras especialidades del Cuerpo, como Tráfico, Servicio Cinológico, Unidad Aérea, equipo Pegaso, etcétera.

La Guardia Civil está capacitada para activar estos despliegues en pocos minutos y sus agentes tienen una gran experiencia en la detección de conductas sospechosas. El factor sorpresa es un elemento fundamental para el éxito de estas intervenciones policiales.

Esta operación se enmarca dentro del esfuerzo que la 4ª Zona de la Guardia Civil está desarrollando en el Campo de Gibraltar y su zona de influencia contra el narcotráfico.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí