Los mitos de la Grecia clásica a debate en el Centro Cultural de Caja Granada

0
1250
María Dolores Pérez Murillo y Joaquín Ritoré Ponce

DOMINGO LÓPEZ FERNÁNDEZ

El pasado jueves, 9 de febrero, el Aula de Pensamiento Francisco Javier de Burgos convocaba a sus asociados a una nueva cita en el Centro Cultural de Caja Granada, sede de la asociación en la que iba a tener lugar una interesante conferencia sobre mitología clásica. En principio, por sus características, el tema podría parecer árido, pero en verdad la realidad se impuso y la charla suscitó un importante poder de convocatoria ya que casi un centenar de personas acudieron al debate sobre “la comprensión del mundo y del hombre a través de los mitos de la Grecia clásica”. El contenido, la amenidad del discurso del conferenciante y, sobretodo, el poderoso influjo de la mitología en el pensamiento moderno pudo brindar a los asistentes unos momentos de gran fascinación tal y como quedó de manifiesto en los momentos finales de la conferencia.

Joaquín Ritoré Ponce

Comenzado el acto, el conferenciante invitado, D. Joaquín Ritoré Ponce, era presentado al público por María Dolores Pérez Murillo, vicepresidenta de la asociación, quien puso de manifiesto el extenso curriculum que atesora este joven doctor en Filología Clásica. En la actualidad D. Joaquín Ritoré imparte docencia en la universidad de Cádiz, donde es profesor de las asignaturas de lengua y literatura griega, mitología, religión y pensamientos griegos. Paralelamente, desde 2002, dirige el grupo de investigación del Plan Andaluz “Hesperia de Filología Griega”, al margen de participar en diversos proyectos de investigación nacional ligados a la filosofía y pensamientos griegos, en especial a la época imperial, a la mitología y religión griega, la literatura, la oratoria y las relaciones entre retórica y poder político al final de la antigüedad. Esta larga trayectoria investigadora ha dado sus frutos en la publicación de varios libros entre los que destacan “La teoría del nombre en el neoplatonismo tardío (1992), que constituye su tesis doctoral, “Temisitio. Discursos políticos. Traducción, introducción y notas” (2000), “Euripides, Andrómaca. Traducción e introducción” (2003) o “Porfirio. Contra los cristianos. Recopilación de fragmentos, traducción, introducción y notas” (2006).

D. Joaquín Ritoré iniciaba su charla aludiendo al célebre mito de Edipo y la esfinge, monstruo éste último con rostro de mujer que fue enviado por Hera, esposa de Zeus para castigar a la ciudad de Tebas. Antes de devorar a los hombres la esfinge les lanzaba un acertijo que si era resuelto les procuraba la salvación. Un día, tras una discusión, Edipo matará al rey Layo, que en realidad es su padre y se presentará ante la esfinge para resolver el enigma: ¿Que ser camina a cuatro patas, después sobre dos, y finalmente sobre tres? Edipo contestó el hombre y acertó. La esfinge acabó sus días trágicamente y la ciudad le proclamó rey, contrayendo matrimonio con la reina, Yocasta, su madre, cuyo parentesco ignora. La salvación de Edipo ante la esfinge supondrá, pues, una tragedia personal pues sabrá que es un parricida que mantiene relaciones incestuosas con su madre. Esta idea central es la que utiliza el profesor Ritoré para adentrarse en la significación de la palabra mito y su origen, que remonta hasta Creta y Micenas. Los mitos han procurado su trasmisión al mundo moderno a través de dos fuentes principales, la literatura y el teatro, aunque también es importante resaltar la representación en cerámica. Según la mitología los dioses griegos adoptaban figuras humanas y eran inmortales, aspecto que les diferenciaba de los hombres. Según el profesor Ritoré los primeros dioses surgieron del matrimonio entre Erebo y la noche, de cuya unión nacerán varios hijos. El principal, Cronos, que ha sido representando en la pintura clásica y moderna, devorará a los demás, a excepción de Zeus, que será salvado por su madre mediante un artificio. A partir de entonces Zeus se convertirá en el dios justo y racional.

El profesor Ritoré continuó su charla aludiendo a poetas y pensadores griegos que han tenido una gran trascendencia en la difusión de los mitos. Y también recordó a investigadores a los que la historia debe sus grandes aportes, entre ellos Heinrich Schliemann descubridor de Troya. Finalmente puso de manifiesto los paralelismos entre el mito de Prometeo y Adán y Eva. Ambos fueron elegidos por los Dioses, pero igualmente castigados por la falta que cometen. Prometeo robó el fuego de los dioses y Zeus, en venganza, creó la “caja de Pandora”. Adán fue castigado también por Dios a salir del paraíso por la falta cometida por Eva al probar el fruto del conocimiento. Ambas son historias sugerentes que tienen una gran semejanza y que dan gran relevancia al mito en las diversas culturas y religiones.

Terminada la conferencia el profesor Ritoré fue felicitado efusivamente por los asistentes, algunos de los cuales mantuvieron un animado debate personal sobre las cuestiones tratadas en la charla

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí