Javier Ortega: “Teníamos cero garantías de poder cumplir con el objeto de la subvención y no podíamos asumir ese riesgo”

0
858

EL FARO

Ortega ha expuesto los motivos por las que el Ayuntamiento de la Villa ha devuelto la subvención concedida en su día por el Ministerio de Transportes, Movilidad, y Agenda Urbana para la rehabilitación energética del edificio del Ayuntamiento de la Villa a través de los fondos Europeos (PIREP)

Así lo ha asegurado el alcalde de Salobreña, Javier Ortega, en el Pleno extraordinario convocado esta mañana, a propuesta de los grupos Más Costa Tropical y PP, y donde Ortega ha expuesto los motivos por las que el Ayuntamiento de la Villa ha devuelto la subvención concedida en su día por el Ministerio de Transportes, Movilidad, y Agenda Urbana para la rehabilitación energética del edificio del Ayuntamiento de la Villa a través de los fondos Europeos (PIREP).

Tras la intervención del arquitecto municipal aclarado las cuestiones técnicas y calificando el proyecto como “inviable”, tanto desde el punto de vista constructivo, como funcional o de ahorro energético,  Ortega ha detallado las distintas razones que ha llevado al gobierno a tomar esta decisión. “Una decisión, ha insistido el regidor, a la que se llega por unanimidad de todos los grupos que componen el equipo de gobierno tras una reunión con los técnicos en la que no se nos garantiza que podamos cumplir con todos lo hitos  de eficiencia energética que exige esta subvención.

En este sentido, y al tener garantía cero de poder justificar el objeto de dicha subvención, el alcalde ha manifestado que “no podíamos asumir este riesgo creando un perjuicio, un estrés económico para el Ayuntamiento al tener que financiar la totalidad de la obra que supera el millón y medio de euros”.

El primer edil también ha explicado como el proyecto era inviable al tener ya instaladas las placas solares en el Ayuntamiento o por la modificación funcional del edificio que se exigía con el cambio de todos los departamentos y, por tanto, con la consiguiente ralentización de la administración en perjuicio de los vecinos. “Nuestra prioridad es dar solución a los problemas de los ciudadanos, no crear más”, ha aseverado el primer edil

Por otro lado Ortega  ha manifestado como se ha intentado aplicar dicha subvención a otras instalaciones municipales como por ejemplo la piscina “pero no se ha permitido y, aunque existía posibilidad de modificación del proyecto inicial, tampoco se nos garantizaba la rebaja de eficiencia energética del 30%, por lo que era un riesgo que no podíamos asumir”.

El alcalde ha asegurado que volverán a solicitar la subvención, esta vez con todas las garantías, para otros edificios municipales que son energéticamente menos sostenibles.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí