La Hermandad de las Angustias expone a veneración pública a su Cristo titular

0
1205

Domingo A. López Fernández

Fervor y devoción del pueblo ante la imagen de Cristo muerto y descendido de la cruz

La Hermandad de las Angustias expone a veneración pública a su Cristo titular (EL FARO)

El pasado sábado, 26 de marzo, la Real y Muy Antigua Hermandad de Nuestra Señora de las Angustias de Motril ha vuelto a verificar en su sede canónica el acto de veneración pública de su imagen titular, Cristo muerto y descendido de la cruz. Una jornada excelsa y devota, sin lugar a dudas, que contabiliza ya su tercera edición, aunque no de forma consecutiva, pues el año de 2020 la evocación de este pasaje de la pasión tuvo que ser suspendido por motivos de la pandemia del Covid-19. En verdad, durante días, la hermandad se ha afanado en un duro trabajo para configurar el altar de cultos en el que se venera a Jesús junto a su Madre de las Angustias, jornadas en las que se ha visto arropada por numerosos feligreses del barrio que han pasado por la ermita para brindar su ayuda y colaboración. Se trata, pues, de una fina estampa de fervor que aflora espontáneamente en el pueblo, no solo del barrio, sino también del resto de la ciudad, feligresía toda que no duda en ofrendar su fe y devoción a la Madre del Hijo de Dios en su atribulado pasaje de la pasión y muerte de Cristo.

La Hermandad de las Angustias expone a veneración pública a su Cristo titular (EL FARO)

Hay que afirmar que marzo ha sido un mes de una especial significación para la hermandad que radica en el populoso barrio de las Angustias. Días pasados, la junta de gobierno de la corporación sometía a consultas al cuerpo de portadores para ver la posibilidad de modificar el trono de sus titulares, decisión que ha supuesto el cambio a costal para sus hermanos. Igualmente, la determinación de crear el cuerpo de “palieros” que ha de retomar la antigua tradición del palio de respeto para la Virgen titular. Y, asimismo, la ofrenda de la adoración eucarística que la parroquia de las Angustias ha podido ofrecer el día 15 de marzo por la consecución de la paz de Ucrania en su sede eclesial de la calle Cañas. En síntesis, un trabajo intenso que viene articulado en torno a dos premisas, una la solidaridad y la defensa de los valores humanos frente a la opresión y la barbarie de una guerra sin sentido. La otra, el fortalecimiento de los lazos y la confraternidad que rige en su corporación en una meta común que no es otra que el engrandecimiento de sus dos titulares.

Durante días, el cuerpo de priostes de la hermandad ha estado debatiendo la configuración del altar que se había de levantar para el acto de la veneración, espacio sacro que pretendía superar al del año anterior. Y, con evidencia, así ha sido. Sobre un túmulo en el que descansa el cuerpo de Cristo muerto y descendido de la cruz se han dispuesto dos grandes hachones y cuatro ángeles que le flaquean, de los que dos de ellos sostienen el sudario que tradicionalmente preside la cruz de Cristo, y los otros dos portan dos faroles de frente de procesión. En plano superior se ha aprestado la imagen de la Virgen de las Angustias sobre los respiraderos del trono de la Virgen del Carmen de Castell de Ferro. Como viene siendo habitual, Nuestra Señora de las Angustias ha sido aderezada para la ocasión por su tradicional vestidor, Jesús Ortega Fernández, y su camarera mayor, Prudencia García Ruiz. La Virgen viste, pues saya y manto de color negro, un pecherín de color blanco con el corazón traspasado por los siete puñales que es identificativo de la advocación de las Angustias, y una estola de color morado sobre su cintura para identificarle con el tiempo de cuaresma y que es propiedad de la comunidad de RR.MM. Nazarenas. Finalmente, porta en sus manos un pañuelo de color blanco y la corona de espinas que ha coronado la cabeza del Salvador. A destacar, igualmente, la candelería que rodea a la Virgen, que recuerda en su exorno la disposición de un paso de palio. En cuanto al exorno floral, se articula en torno a dos grandes jarrones que flanquean la imagen de la Virgen y un centro a los pies del Cristo, figurando en ambos una llamativa composición de orquídeas, claveles “colombianos”, rosas y otras variedades de flores que mantienen en su conjunto el colorido típico de la cuaresma.

La Hermandad de las Angustias expone a veneración pública a su Cristo titular (EL FARO)

Abierta la puerta de la ermita, el desfile de hermanos de hermandad y fieles del barrio ha sido constante. En su transcurso, la junta de gobierno de la corporación ha dispuesto turnos de vela entre sus hermanos para que pudiesen ordenar el acceso de la feligresía hasta el altar y controlar al mismo tiempo las medidas de salubridad frente al Covid-19. El programa de actos diseñado ha dispuesto el rezo del ángelus a las 12:00 hrs de la mañana, momento que ante una inmensidad de fieles ha sido refrendado por un sonoro repique de campanas.

La afluencia de personas y devotos a la ermita se ha hecho más profusa y  participativa en la tarde, momento en el que varias cofradías y hermandades de la ciudad se han hecho presentes para dedicar sus rezos a los titulares. Llegadas las 20:30 hrs de la tarde se ha procedido al rezo del Santo Vía Crucis, que se ha hecho de manera estática y en presencia de D. Alberto Sedano, párroco y consiliario de la hermandad. Impresionante, sin duda, el marco eclesial, que en penumbra y sólo iluminado por la candelería de la Virgen y el Cristo ha conferido a la estancia sacra un ambiente sublime pleno de espiritualidad y fervor. A destacar, igualmente, los dos jóvenes hermanos de hermandad que portando cirios han flanqueado la divina imagen de Cristo y, asimismo, la participación del coro de la “Parroquia de Nuestra Señora de las Angustias”, que ha realzado las lecturas de la pasión con sus sentidos cánticos religiosos. La función sacra ha concluido con el himno “Resurrección” y el cántico del “Himno de Nuestra Señora de las Angustias de Motril”, cuya letra viene a realzar la devoción Virginal de su Madre y patrona con estrofas tales como: “Angustias, que en Motril son glorias/A ti, corazones de barrio te aclaman/Noble estrella de la mañana/Su divina Majestad soberana/Noble estrella, de la mañana/Su divina Majestad, soberana.

La Hermandad de las Angustias expone a veneración pública a su Cristo titular (EL FARO)

Finalizado el acto, se ha procedido a la clausura de la función de veneración del Cristo titular, dado que el altar de cultos se ha tenido que desmontar en ese mismo instante al objeto que la ermita quede perfectamente dispuesta para la función eucarística de la mañana del domingo. El propio hermano mayor de la hermandad de la Virgen, Antonio García Ruiz, dedicaba en estos momentos unos minutos a EL FARO para mostrar su satisfacción personal ante la acogida que ha tenido este tercer acto de veneración en la que es su sede canónica. Antonio García aprovechaba la tribuna de EL FARO para “agradecer a todos los hermanos de la hermandad su trabajo y dedicación para conseguir el fin propuesto que no era otro que convertir a nuestras sagradas imágenes en icono de devoción ante el pueblo de Motril”. Igualmente, ha querido mostrar públicamente su reconocimiento y gratitud a las corporaciones que han contribuido al realce del altar de cultos, concretamente la Hermandad de la Virgen del Carmen de Castell de Ferro, la Cofradía de María Santísima de las Penas de Salobreña y las hermandades motrileñas de Jesús del Perdón y Nuestro Padre Jesús del Gran Poder por la cesión de enseres que han glorificado con gusto y estética el altar de cultos de este año de 2022.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí