El Ayuntamiento de Motril reestructurará su presupuesto para afrontar los efectos del COVID-19 y auxiliar a las familias

0
376

José Manuel González/EL FARO

· El Gobierno local priorizará el pago a proveedores, lo que supondrá una ‘inyección’ económica superior al millón de euros a las pequeñas y medianas empresas suministradoras del municipio para aumentar su liquidez

· El Consistorio modificará las cuentas municipales para el ejercicio 2020 ante la crisis sanitaria y suplementará las partidas económicas destinadas a las coberturas de atención y protección sociales en detrimento de otros gastos

AYUNTAMIENTO DE MOTRIL (Foto: El Faro)

El Ayuntamiento de Motril está ultimando un paquete de medidas en materia económica para flexibilizar las obligaciones tributarias de los vecinos del municipio y proporcionar liquidez a las pequeñas y medianas empresas de la ciudad ante la situación de crisis sanitaria y económica provocada por la pandemia del COVID-19. Entre las medidas urgentes que se contemplan, se incluye el aplazamiento de los impuestos y tasas municipales y la priorización del pago de facturas pendientes, lo que posibilitará ‘inyectar’ entre finales de marzo y principios de abril de más de un millón de euros a las empresas proveedoras del municipio para garantizar su liquidez.

El teniente de alcalde de Economía y Hacienda, Nicolás Navarro, ha incidido en que se trata de “un esfuerzo importante” para hacer efectivo el pago de facturas pendientes, pero también ha destacado la buena salud financiera del Ayuntamiento en estos momentos, en los que el período medio de pago a proveedores se sitúa en menos de 60 días, lo que permitirá afrontar “de forma extraordinaria” la liquidación de muchas facturas registradas en el último mes y “ayudar a esas empresas que lo están pasando mal”.

Nicolás Navarro ha anunciado que el equipo de Gobierno del Consistorio motrileño también ha tomado la decisión de reestructurar el presupuesto municipal aprobado para el ejercicio 2020 para garantizar el gasto social en la actual situación de emergencia sanitaria. “Es obvio que las previsiones que teníamos en un primer momento para gasto corriente se tienen que redistribuir y reestructurar para garantizar el gasto social que, en estos momentos, es lo más importante”, ha explicado Navarro. De este modo, la emergencia social pasa a ser la prioridad en el Presupuesto General del Ayuntamiento de Motril, lo que ha llevado al equipo de Gobierno a adoptar una serie de decisiones que afectarán a la distribución del gasto prevista para el presente ejercicio.

En materia tributaria, las medidas adoptadas por el Consistorio motrileño incluyen ampliar hasta el 30 de abril el período de pago de aquellas liquidaciones y recibos que se hubieran emitido y estuvieran vigentes antes del 18 de marzo y siempre que el plazo no hubiera concluido en esa misma fecha. Para los recibos y liquidaciones que se comuniquen a partir del 18 de marzo, los contribuyentes dispondrán hasta el 20 de mayo para hacer efectivo el pago.

El ‘impuesto de circulación’, en verano

También se modifica el calendario fiscal 2020 respecto al Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) que, habitualmente se pagaba en el segundo trimestre del año, y cuyo período de pago voluntario se iniciará ahora el día 5 de agosto hasta el 6 de octubre y en período ejecutivo, hasta el 6 de noviembre. El cargo de los recibos domiciliados correspondientes al IVTM se realizará el 31 de agosto. Estas decisiones para facilitar a los vecinos el cumplimiento de sus obligaciones tributarias y para retrasar el pago de recibos importantes como el de vehículos se suman a las medidas adoptadas en el decreto de Alcaldía del pasado 15 de marzo por el que se amplía el plazo de pago hasta el próximo 6 de mayo del primer trimestre de la tasa de mercado, la de basura industrial y doméstica, la de reserva de espacio y la de vados.

Nicolás Navarro ha asegurado que, “desde la administración local queremos estar al lado de los ciudadanos de forma cercana”, por lo que se están llevando a cabo “una serie de medidas importantes y directas para flexibilizar las cargas tributarias”. Otras medidas incluyen la suspensión de todos los plazos para la presentación de recursos de reposición sobre reclamaciones económicas administrativas y la suspensión de los procedimientos de embargo y de la emisión de notificaciones hasta el día 30 de abril.

Otras medidas de apoyo económico

Además, el Consistorio motrileño está planteando la posibilidad excepcional de que todos los recibos en período voluntario puedan ser fraccionados en el año 2020 sin intereses de demora. También se ha acordado la devolución parcial de los pagos realizados por ocupación de vía pública de mesas y sillas a los establecimientos y mercados correspondientes a los meses en los que dure la crisis, como consecuencia de no haber podido realizar su actividad durante el tiempo de cierre. Respecto a los ciudadanos que tienen un plan de pago de sus impuestos municipales, se estudia la suspensión de los vencimientos correspondientes al mes de abril, de tal forma que se procederá a su cobro con el aplazamiento de un mes y se aplicará el mismo retraso de un mes a todos los plazos pendientes hasta que finalice el plan de pagos.

Finalmente, Nicolás Navarro ha agradecido a todo el personal sanitario y a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado nacionales, autonómicos y locales su trabajo para garantizar la seguridad y el bienestar de los ciudadanos, al personal del propio Ayuntamiento por “mantener la administración local funcionando día a día”, a los trabajadores de limpieza y a la plantilla de los servicios sociales.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí